fbpx
  • Vie. Jul 19th, 2024

Izabal TV

NOTICIAS Y ENTRETENIMIENTO

Agoniza fuente principal de agua para consumo en Puerto Barrios

Por: Dony Stewart / [email protected]

La Reserva de Manantiales Cerro San Gil, es una joya ecológica situada en departamento de Izabal, Guatemala, que desempeña un papel crucial en el abastecimiento de agua para los cascos urbanos de Puerto Barrios y Santo Tomás de Castilla, por medio del Río Las Escobas, este recurso hídrico es vital para el consumo humano, así como para el desarrollo económico y social de la región. Sin embargo, la reserva enfrenta serias amenazas que ponen en peligro su capacidad de proveer agua de calidad.

Una cascada en el Río Las Escobas luce seca, algo que ha consternado a pobladores de Puerto Barrios, ya que el afluente sirve de abastecimiento de recurso hídrico. (Foto: Municipalidad de Puerto Barrios)

Los manantiales y corrientes de agua de la Reserva Cerro San Gil son la fuente primaria de agua potable para miles de habitantes de la cabecera departamental de Izabal. El agua pura y abundante que fluye de esta reserva es fundamental para la salud pública y el bienestar de las comunidades. La disponibilidad de agua potable reduce la incidencia de enfermedades y mejora la calidad de vida de las personas.

El Cerro San Gil, aunque ha obtenido aprovechamiento como área protegida declarada en 1,996 en la categoría de manejo tipo 3, de reserva natural protectora de manantiales, enfrenta una serie de problemas que han venido afectando su ecosistema, volviendolo en un estado vulnerable.

De acuerdo con Ivan Cabrera, Delegado Regional del Consejo Nacional de Áreas Protegidas -CONAP- aún debe de actualizarse el Plan Maestro que regula las actividades que pueden realizarse dentro del área protegida, este sería un instrumento esencial para su resguardo, sin embargo aún se espera.

La deforestación es una de las principales amenazas que enfrenta la Reserva de Manantiales Cerro San Gil. La tala indiscriminada de árboles no solo destruye el hábitat natural de numerosas especies, sino que también afecta directamente la calidad y cantidad del agua. Los árboles juegan un papel esencial en la regulación del ciclo hidrológico; sin ellos, el suelo pierde su capacidad de retener agua, lo que disminuye la recarga de los manantiales y aumenta la erosión y sedimentación en los cuerpos de agua.

La presa que recoje el agua del Río Las Escobas se encuentra desabastecida, la misma es administrada por personal de la Municipalidad de Puerto Barrios (Foto: Municipalidad de Puerto Barrios)

Consultado el Alcalde de Puerto Barrios, Hugo Sarceño, indicó que para lograr cumplir con la demanda del vital liquido para la población de Puerto Barrios, ha planificado la construcción de más de ocho proyectos de agua potable, los cuales ya fueron aprobados en el Consejo Departamental de Desarrollo de Izabal.

Importancia de la Conservación

Conservar la Reserva de Manantiales Cerro San Gil es fundamental no solo para garantizar el suministro de agua potable a Puerto Barrios y Santo Tomás de Castilla, sino también para proteger la biodiversidad y los servicios ecosistémicos que ofrece la reserva, la cual es coadministrada por la Fundación para el Ecodesarrollo -FUNDAECO-, la cual trabaja en la conservación desde el enfoque poblacional hasta la administración turistica del lugar, por lo que es crucial las medidas de gestión sostenible que incluyen:

  • Reforestación: Restaurar áreas deforestadas con especies nativas para recuperar el equilibrio hidrológico y proteger los suelos.
  • Educación Ambiental: Fomentar la conciencia y participación de las comunidades locales en la conservación del recurso hídrico, además involucrando a la población a participar en los monitoreos biológicos.
  • Control y Vigilancia: Fortalecer la vigilancia y control de las invasiones y actividades ilegales dentro de la reserva.
  • Prácticas Sostenibles: Promover el uso de prácticas agrícolas y de gestión de residuos que minimicen el impacto ambiental.

La protección y gestión adecuada de la Reserva de Manantiales Cerro San Gil son esenciales para asegurar que las futuras generaciones puedan disfrutar de los beneficios de este invaluable recurso hídrico.

Esta nota periodística forma parte del Diplomado en Periodismo Ambiental del Centro Universitario de Izabal.

Por Izabal TV